Destacamos

Denuncian que están vaciando el Hospital de Maimará para convertirlo en una «salita»

Profesionales, vecinos y la Mesa de Trabajo en Defensa de la Salud Pública del Hospital de Maimará realizó esta mañana una movilización por el centro de la localidad y luego una asamblea, en la que denunciaron una vez más el vaciamiento del centro de salud por parte del gobierno provincial y la persecución que están sufriendo sus trabajadores.

Hace dos años la comunidad de Maimará comenzó a advertir que existía un plan para transformar el hospital en “salita”, lo que fue constantemente desmentido por las autoridades provinciales, quienes informaron que el proyecto encarado por el Ministerio de Salud consiste en centralizar toda la atención y las guardias en Tilcara.

«Yo trabajo aquí hace diez años, y jamás hemos padecido esto», dijo a El Submarino Radio (91.5) Moisés Ramos, enfermero del Hospital Miguel Miskoff, quien agregó: «Desde que cambió el gobierno, sistemáticamente han tendido a cerrarlo; y si no se cerró es por la Mesa de Gestión que se armó para defenderlo».

 

La realidad cotidiana confirma los temores. Actualmente, el Hospital Miguel Miskoff de Maimará tiene 17 cargos menos que hace dos años, cinco de ellos cargos médicos. Para atención ginecológica y pediátrica, tiene profesionales “prestados” de otros centros sanitarios que atienden una o dos veces por semana, cuando antes el servicio se brindaba toda la semana. También empezaron a enviar médicos con cargos de la Quebrada a atender a Susques.

La reducción de personal se debe a que cuando un médico o enfermero se jubila o fallece, simplemente no es reemplazado. Algo muy distinto a lo que ocurre en el Hospital Salvador Mazza de Tilcara, donde no solo se cubren los cargos vacantes sino que se sumaron nuevos profesionales.

«Años anteriores esos cargos se ocupaban al instante, con nuevo personal. Hoy eso ya no pasa. Así se van quitando servicios y prestaciones a la comunidad maimareña, para la cual es un derecho. Pero en vez de aumentar los recursos o cubrir las vacantes, se llevan los cupos a otros lugares dejando al hospital a la deriva», reflexionó Ramos.

A esto hay que sumarle que desde el ministerio persiguen a los profesionales que denuncian valientemente la situación. También desde la dirección siembran la discordia entre el personal, dando o prometiendo beneficios a unos y quitándoles derechos a otros. El “divide y vencerás” atribuido a Julio César parece ser el lema para lograr el vaciamiento.

«Yo como enfermero tengo tres compañeros en esa situación. Uno de ellos hizo un ACV, gracias a Dios se pudo recuperar; una compañera está con tratamiento psicológico, y otro está con un cuadro de depresión, con más de 30 días de parte médico», describió Ramos.

Pero no solo los trabajadores padecen esta situación de violencia laboral. «La gente advierte la tensión que hay -comentó el enfermero-, porque provocan recelos entre compañeros».

En el caso puntual del sector, se hizo llegar una nota a la directora regional, Carmen Lavadenz, para que aparte de su cargo a la jefa de Enfermería «hasta que se solucionen los problemas». No hubo respuesta.

La regionalización iniciada en 2017 fusionó el Hospital de Susques con los tres hospitales quebradeños: Maimará, Tilcara y Humahuaca. Todos pasaron a depender de quien era la directora de Tilcara hasta ese momento, la doctora Lavadenz. Desde ese momento los rumores de reducción del hospital maimareño a puesto de salud o sala de primeros auxilios se fueron comprobando día a día. La extensa área programática de Maimará, que incluye Volcán, Tumbaya, Purmamarca Sumay Pacha y Salinas Grandes, cada vez tiene menos profesionales.

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

rabia libertador

Sigue la campaña de Vacunación Antirrábica en los barrios capitalinos

La Municipalidad de San Salvador de Jujuy informó los lugares y horarios donde estarán los puestos móviles de vacunación antirrábica de ...