Destacamos
La Navidad de Juanito Laguna (Antonio Berni, 1962)

Desde los márgenes, Dios elige ser con nosotros

Por Curas en Opción por los Pobres. «Les anuncio una gran alegría que lo será para todo el pueblo… un niño en un pesebre envuelto en pañales» (Lucas 2,10.12).

Jesús nació en un contexto muy difícil. Los relatos de los Evangelios lo ubican marcado por la violencia imperial y la humillación a un pueblo. Pero en ese marco, Dios elige un lugar marginal para el Nacimiento, y se lo comunica a personas marginales: pastores y magos extranjeros. Mientras la propaganda imperial inundaba las calles del imperio con imágenes y monedas, monumentos y relatos, Dios elige comunicarse misteriosamente para que, desde abajo, sepan dónde encontrar a Dios en la historia.

Desde entonces el centro exhibe sus luces de atracción y su seducción todopoderosa y los márgenes nos invitan a encontrar a Dios en los resquicios de la historia y la pequeñez de la vida en gestación.

Hoy, como ayer, la Navidad sigue siendo la fiesta de las luces y el mercado, la propaganda y la compra-venta o, también, la de las mesas vacías de productos, pero llenas de solidaridad y cariño.

Hoy, como ayer, dos proyectos están en pugna.

El imperio impera mesas vacías, alegría hueca y humillación constante. El imperio impera bonos de miseria, ser fuerte con los débiles y débil con los fuertes y Milagro presa.

El imperio impera viajes a Lago Escondido, Cortes de la suprema vergüenza y verdades escondidas en tapas que tapan.

El imperio impera que los pobres ni siquiera pueden celebrar triunfos deportivos y deben ser reprimidos con vallas y lacrimógenos porque su alegría molesta.

El imperio impera… pero por debajo, en los márgenes, Jesús sigue naciendo para el que quiera verlo, el que quiera oírlo. La violencia que constituye al imperio no cesará, pero tampoco la vida. La vida que nace, la vida que celebramos y compartimos.

Para algunos, la alegría de la Navidad estará marcada por brindis y por regalos, por decoraciones norteñas y mucha propaganda… mientras que, para otros, en un pesebre escondido, un niño frágil y unos testigos ignorados, Dios está hablando a todas y todos e invitándonos a todos y todas a ser capaces de pensar y construir la historia desde las pobres y los pobres, desde los márgenes y el desprecio.

Desde aquí, como curas, queremos renovar nuestra mirada y nuestra militancia. Es desde los márgenes, desde el reverso de la historia, que queremos abrazar a todas y todos con un cálido saludo de Navidad y el firme deseo de una noche y un día de paz, pero de esa paz que nace de la justicia; de esa ausente en nuestro tiempo y que, desde un día como hoy, Dios nos invita a buscar para que sea “buena noticia para los pobres”.

Curas en Opción por los Pobres, 17 de diciembre 2022

Dejá tu comentario. [Nos reservamos el derecho de eliminar los contenidos ofensivos o discriminatorios.]

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Subió la participación de mujeres asalariadas y supera la situación prepandemia

La participación de mujeres asalariadas en el sector privado de la Argentina se ubicó en 33,6% en octubre pasado, lo que ...