Primavera violeta en la Quebrada de Humahuaca 

Por Teresa Jordán y Camilo Galli Al igual que en otras partes de la provincia de Jujuy, en las localidades de la Quebrada de Humahuaca se realizaron múltiples marchas por los 4 femicidios ocurridos en la provincia durante el mes de septiembre. De Volcán a Humahuaca mujeres, jóvenes, adolescentes y niñas salieron a la calle a decir Ni Una Menos, Paren de matarnos.

Esta semana en distintos puntos de la Quebrada de Humahuaca la comunidad se manifestó consternada por los femicidios de Cesia Reinaga (20) de Abra Pampa, Iara Rueda (16) y Gabriela Cruz (23) de Palpalá y Roxana Mazala (31) de Perico. En los mensajes en redes sociales y testimonios aparece una y otra vez la idea de que ellas podrían ser las hijas, hermanas, amigas o vecinas de cualquier mujer en Jujuy.

En Whatsapp proliferaron grupos como Ni Una Menos Maimara o Autoconvocadas Tilcara en los cuales cientos de personas comentaban sus angustias y enojos, preocupaciones y la necesidad de hacer algo. Así es como se definieron días y horas de encuentro. Maimará, Purmamarca y Sumay Pacha hicieron punta. Le siguieron Tumbaya y Huacalera. Ayer Humahuaca, Tilcara y Volcán cerraron la semana con grandes movilizaciones. Si bien participaron personas de todas las edades, la mayoría de les participantes fueron jóvenes y adolescentes. Esta vez cambiaron las elecciones de reinas, típicas del mes de septiembre, por la movilización en las calles y plazas de los pueblos al ritmo del “Ni Una Menos, Vivas nos queremos”.

Tilcara

Más de 600 personas participaron de la marcha en Tilcara, la más numerosa de los últimos años. Arrancó a las 18 horas del viernes en la plaza central. Entre los participantes estuvieron jóvenes y estudiantes, integrantes de las organizaciones sociales Pueblos Unidos, Barrios de Pie, La Cámpora y comunidades indígenas.

También estuvieron presentes familiares y amigas de Camila Peñalva. Banderas violetas, pañuelos verdes, whipalas y la bandera de la diversidad se lucieron por las calles céntricas del pueblo.

Cantos pidiendo la renuncia de varios funcionarios provinciales, coexistieron con trompetas, coplas y sikus. Un momento tenso se vivió cuando la marcha pasó delante de la iglesia en medio de la misa que se hace al aire libre por la pandemia. Si bien la mayoría de les manifestantes callaron un grupo se animó a proponer “iglesia, estado, asunto separado”.

Maby de Sumay Pacha se hizo presente con su sikus: “Vengo a la marcha pensando en el futuro de mi hija, de mi sobrina y de todas las mujeres que estamos vivas. Estamos gritando y pidiendo justicia por aquellas que no están”.

“Me moviliza mucho este tipo de marchas, me emociona y me da mucha bronca las ausencias.” Se alegra con la participación masiva y recalca que están “pidiendo justicia por cada una de ellas, el estado no ha respondido» y sostiene que es necesaria «la renuncia del Ministro de Seguridad, Ekel Meyer”.

Purmamarca, Tumbaya y Volcán

Con el imponente marco del Cerro de los 7 colores, jóvenes purmamarqueñas se congregaron en distintos momentos de esta semana para pedir justicia por Cesia, Iara, Roxana y Gabriela. Se hicieron sentir en la plaza o caminando por las calles del pueblo.

En Tumbaya la convocatoria se realizó el día miércoles. El comentario más escuchado fue: “Es la primera vez que hacemos una actividad de este tipo en el pueblo”. En vez de marchar las participantes hicieron ronda en la calle entre la iglesia y la plaza. Hicieron fila india, cuidando la distancia, por las calles del pueblo luciendo sus carteles.

Volcán se sumó a la movida, en la mañana del viernes las mujeres se encontraron en la plaza y marcharon.  “Ni una menos, vivas nos queremos”, “Quiero ser libre y no valiente”, “Si tocan a mi hija les quemo todo”, “Que caiga bien fuerte el feminicida”, reflejaron en sus carteles.

Maimara y Sumay Pacha

A través de las redes sociales numerosas mujeres y grupos se convocaron el miércoles en repudio a lo que está ocurriendo en la provincia en relación a la violencia de género. Mientras se autoconvocaban para marchar, empezaron a llegar a los celulares la triste noticia del femicidio de Roxana Mazala, joven madre periqueña. Globos violetas y pancartas como manera de expresar la lucha. Vecinas y conocidas se reencontraban a pesar de las medidas de aislamiento.

Huacalera

Al igual que en otras localidades de la provincia de Jujuy el jueves por la tarde se realizó una marcha en la localidad de Huacalera que recorrió desde la plaza hasta el Centro de Integración Comunitaria y volvieron por la ruta 9 al punto de inicio. De la misma participaron los familiares de Camila Peñalva, la joven que apareció muerta en su casa del Barrio Inti Watana, quienes continúan pidiendo justicia, cuyos integrantes cerraron la causa.

No es la primera vez que hay movilizaciones en Huacalera, a pesar del coronavirus, los familiares, junto con jóvenes del pueblo, han realizado varias marchas. A todas les preocupa que mañana la víctima pueda ser una hija, una hermana o una amiga. Es por eso que también exigen al gobierno local que implemente medidas de prevención y promoción en violencia de género.

Rebeca junto a un nutrido grupo, en su mayoría mujeres, de la Corriente Pueblos Unidos estuvo presente en Huacalera. Sus gorras blancas tienen la imagen de Latinoamérica con los colores de la whipala. Ella dice con voz firme “nos movilizan las muertes, las desaparecidas y las madres” (…) “no solo nos moviliza las pérdidas físicas también nos movilizó la bronca y el repudio a estas personas que siguen manteniendo los cargos”.

“Hemos sentido un total abandono” del gobierno. Asegura que las mujeres asesinadas “van a ser nuestras banderas, de las mujeres de nuestra corriente”.  “El primero de octubre nos hemos comprometido con Matilde, la mamá de Camila Peñalva en acompañarla en el pedido de justicia y llevar el nombre de su hija en todas las marchas”.

Humahuaca

Ayer viernes la gran juntada de mujeres y jóvenes sacudió la mañana humahuaqueña. Nada las desanimó, ni siquiera las represalias tomadas por los concejales por la marcha del pasado 3 de junio. En esta oportunidad el mensaje debía oírse fuerte y claro, es por eso que realizaron una impactante performance creada por Alexis Méndez, danzarín humahuaqueño, y Mariana Castro.

La misma consistió en un montón de cuerpos moribundos acompañados por las familias dolientes tirados en las calles cubiertos de desechos, en franca alusión a los cuerpos de mujeres encontrados en basurales y descampados. La intención era mostrar la indiferencia de la sociedad y las instituciones.

Dialogamos con María Laura Lerma, trabajadora del hospital local, que manifestó con la voz quebrada lo orgullosa que se siente de Humahuaca y “de habitar este suelo que a veces dolía por tanto silencio, ese silencio histórico de este patrimonio».

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Se encendió un tercer foco y los incendios en Ledesma ya afectan más de 13 mil hectáreas

El 4,1 por ciento de la superficie total del departamento Ledesma ya fue afectado por los incendios forestales que se están ...