En julio de 20919, Morales y Putin firmaron el convenio de construcción del centro nuclear

El gobierno de facto de Bolivia anunció que detiene la construcción de un centro nuclear 

El gobierno de facto de Bolivia anunció que ha llamado a suspender, por supuesta violación constitucional, la construcción de un centro nuclear de 351 millones de dólares que había contratado la gestión del depuesto Evo Morales con el grupo ruso Rosatom.

«Se está instruyendo la paralización de la construcción del Centro de Investigación y Desarrollo de Tecnología Nuclear, hasta que la Asamblea Legislativa Plurinacional y la Procuraduría se pronuncien al respecto», dijo el director ejecutivo de la Agencia Boliviana de Energía Nuclear (ABEN), Juan Alfredo Jordán.

El funcionario hizo el anuncio en una declaración divulgada por su oficina, argumentando que el contrato entre el gobierno de Evo Morales y Rosatom no habría sido aprobado por el Parlamento, como manda la Constitución, y tendría cláusulas de confidencialidad que impiden su fiscalización.

Un representante de Rosatom comunicó que la corporación no recibió notificación oficial sobre la suspensión de la construcción del centro nuclear. «Por el momento no puede haber ningún comentario, ya que no hemos recibido ninguna notificación oficial de la parte boliviana», dijo el interlocutor de la agencia.

La paralización del proyecto se suma a la campaña emprendida por el gobierno de Jeanine Áñez, en funciones tras el golpe de Estado de noviembre pasado, con el aparente objeto de desprestigiar y en algunos casos anular importantes proyectos y programas de la anterior administración.

El centro nuclear, que según anuncios de anteriores ejecutivos de la ABEN estaría en la última fase de construcción, cuenta con un complejo ciclotrón-radiofarmacia, una planta de irradiación, un reactor nuclear de investigación, laboratorios y un centro de capacitación.

La obra, a cargo de Rusatom Energy International, parte del conglomerado estatal ruso Rosatom, se levanta en un suburbio de El Alto, a unos 25 kilómetros del centro de La Paz y a una altitud de 4000 metros sobre el nivel del mar.

«Este centro va a estar en el libro de records de Guinness, porque es el único proyecto que está tan alto en el mundo», dijo Evgueni Parkemánov, presidente de Rosatom, tras visitar la obra hace casi un año.

Jordán dijo que, por la falta de aprobación parlamentaria para el proyecto, Morales y un exministro de Energía que no identificó, «tendrían que ser sometidos a un juicio de responsabilidades por haber violentado la Constitución».

Entretanto, señaló, la ABEN ha decidido realizar una auditoría general del proyecto.

El director de la agencia nuclear boliviana dijo que la confidencialidad del contrato con Rosatom impedía una fiscalización efectiva.

«Lo único que sabemos es que el reactor nuclear, el centro multipropósito de irradiación y el centro ciclotrón le cuestan al Tesoro General de la Nación [un total de] 351 millones de dólares, inversión sobre la cual no hay fiscalización sino solo seguimiento de acuerdo al contrato», expresó.

El director de la ABEN añadió que considera también ordenar la paralización de obras de tres centros de medicina nuclear, destinados principalmente a la lucha contra el cáncer, contratados por la administración de Morales con otras firmas extranjeras.

Sputnik

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Jair Bolsonaro

Bolsonaro dio positivo de coronavirus pero aclara: «Estoy perfectamente bien»

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, informó hoy que dio positivo la prueba de coronavirus a la que había sido sometido, ...