Juliana Marino: «Lo de Rivarola contra Cejas es un caso flagrante de violencia política»

«La persecución a la diputada Alejandra Cejas, su suspensión y las expresiones de Rubén Rivarola configuran un caso concreto de violencia política», afirmó Juliana Marino, una de las más 2300 mujeres que firmaron un documento repudiando la violencia política ejercida en Jujuy contra la diputada provincial Alejandra Cejas por parte del presidente del Partido Justicialista local, Rubén Rivarola.

Ahora, junto a sus colegas Virginia Franganillo y Marcela Durrieu, firmó un pedido dirigido a la conducción del PJ nacional para que desafilie y expulse a Rivarola.

«Las tres compañeras que firmamos el pedido trabajamos el tema de la participación política de la mujer desde hace tres décadas, y entendimos que las características de la violencia política hacia la mujer en Jujuy, tanto por parte del gobernador Morales como por parte de Rubén Rivarola, ameritaban una serie de denuncias», explicó a El Submarino Radio (FM Conectar 91.5) Marino, quien fue legisladora, diputada nacional y embajadora argentina en Cuba.

La denuncia plantea que «los últimos acontecimientos en Jujuy de persecución a la diputada Cejas, y en particular las expresiones de Rubén Rivarola como presidente del PJ, configuran un caso concreto de violencia política», en el marco de lo previsto por la 26.485, de protección hacia la mujer contra toda forma de violencia.

Marino ubicó la situación de la diputada Cejas en un contexto más amplio: «Consideramos que al igual que hacia Cristina y hacia Milagro, se ha ejercido una violencia particular en el plano de la política, y las tres compañeras que firmamos esto estamos empecinadas en hacer operativa la ley».

Las tres militantes, además, fundan su pedido en la convicción de que «estas cuestiones desfiguran lo que debería ser el ideario y el espíritu del peronismo», indicó Marino.

Para la referente, el hecho de que esta situación de violencia política se dé en el marco de una campaña electoral agrava el diagnóstico. «Se está castigando y afectando en este caso la condición de candidata de la legisladora frente a la sociedad de Jujuy», describió, y concluyó: «Es un caso flagrante muy grave de violencia política en el marco de una campaña electoral».

Marino remarcó que «además hay una utilización y una manipulación de los medios, en manos del propio Rivarola, que afectan extremadamente a la compañera Alejandra Cejas en particular».

La presentación se realizó ante el Congreso Nacional del PJ, que deberá ahora dar el trámite correspondiente. «Nosotras esperamos que se expida lo más rápido posible, pero además vamos a seguir todas las vías que correspondan, también en la justicia electoral», adelantó Marino.

«Si el partido no puede hacerse cargo de esto, tendrá que hacerse cargo la justicia; porque la ley es de carácter nacional y ha incorporado la violencia política hacia la mujer», agregó.

Marino aclaró: «Lo nuestro no es personal. Defenderíamos a cualquier otra compañera o mujer que no fuera del propio partido. No corresponde la violencia política que ejerce Rivarola como presidente del PJ hacia un dirigente de la estatura de ella, porque demás sus expresiones afectan a las mujeres en general».

«Creo que estamos siendo y hemos sido bastante suaves -reflexionó-, porque la verdad es que esto es de una gravedad extraordinaria».

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Chaher: «Lo que nos diferencia de Morales es que nosotros queremos la felicidad de los jujeños»

La diputada provincial Leila Chaher, quien encabeza la única lista de precandidatos del Frente de Todos-PJ para las PASO del 12 ...