Destacamos

El candidato de Evo llegó a Bolivia y el gobierno de facto lo recibió con una orden judicial

Ni bien pisó suelo boliviano, el candidato elegido por el expresidente Evo Morales para disputar las próximas elecciones presidencias, Luis Arce, debió afrontar otra muestra de persecución política del gobierno de facto de Jeanine Áñez. Mientras decenas de simpatizantes se congregaron espontáneamente en el aeropuerto internacional de El Alto para darle la bienvenida, la fiscalía boliviana lo recibió con una nueva citación para declarar, que incluye una pena de detención en caso de incumplimiento.

El exministro de Economía boliviano regresó el martes a Bolivia para lanzar su campaña presidencial y apenas aterrizó fue citado a declarar por un caso de presunta corrupción, informó el Fondo de Desarrollo Indígena (FDI).

El candidato presidencial del Movimiento Al Socialismo (MAS) anunció desde Buenos Aires su regreso a Bolivia, de donde debió exiliarse en noviembre tras el pronunciamiento militar que obligó a Evo Morales a renunciar al cargo de presidente y viajar a México y luego a Argentina, donde se encuentra como refugiado político.

Arce llegó al aeropuerto internacional de El Alto, vecino a La Paz, y saludó «la espontánea concentración del pueblo paceño para recibir al candidato y futuro presidente de Bolivia», escribió Morales en Twitter. Entre quienes le dieron la bienvenida a La Paz se encontraba su compañero de fórmula, el excanciller David Choquehuanca.

Días atrás, Arce había denunciado que “las condiciones” no eran las mejores “para realizar una campaña electoral» porque los dirigentes del MAS estaban siendo «perseguidos y amedrentados» de cara a los comicios del 3 de mayo.

El propio candidato es investigado por un presunto fraude cometido por un ya desaparecido fondo de desarrollo de comunidades indígenas y campesinas (Fondioc) que habría registrado como aprobados y ejecutados cientos de proyectos que nunca se materializaron.

Apenas pisó territorio boliviano, Arce fue notificado con una citación para que se presente a declarar este miércoles, so pena de detención, ante la Fiscalía por el caso Fondioc, en el cual está investigado por el delito de incumplimiento de deberes de funcionario público.

El FDI divulgó en redes sociales la foto en que se observa a Arce con la notificación de la Fiscalía.

En este caso, Arce está acusado debido a que, como ministro de Economía, formaba parte del Directorio del Fondioc y no habría realizado los controles respectivos a los proyectos.

La campaña del MAS dijo que la citación a declarar se enmarca en una campaña de «persecución política». «Denunciamos la persecución política contra nuestro candidato presidencial, Luis Arce, quien recibió citatorio sin causa alguna a su llegada al Aeropuerto», dijo Amanda Dávila, exministra de Educación y actual vocera de la campaña del MAS.

Golpe y crisis política 

Con las elecciones presidenciales, Bolivia busca restablecer el orden constitucional quebrado con el golpe que derrocó a Evo Morales y aspira a zanjar una crisis política que se saldó con más de 30 muertos que siguió a la destitución del presidente.

El golpe comenzó a gestarse con denuncias -respaldadas por la Organización de Estados Americanos (OEA)- de supuestas irregularidades en las elecciones presidenciales del 20 de octubre, en las que Morales fue dado como ganador en primer vuelta.

Las denuncias de fraude derivaron en marchas de protesta y un pronunciamiento en que la cúpula militar “sugirió” la renuncia de Morales y que fue una exigencia de apartamiento del cargo.

El nuevo gobierno de la presidenta interina Jeanine Áñez convocó a nuevas elecciones pero vetó expresamente a Evo Morales como candidato, por lo que el exmandatario sólo a dirigir la campaña desde Buenos Aires.

Áñez enfrenta críticas de sus propios aliados por haber anunciado que también competirá el 3 de mayo pese a haber asegurado, apenas reemplazó a Morales, que sería deshonesto de su parte presentarse a los comicios.

De hecho, el expresidente Carlos Mesa (2003-2005), que es también candidato presidencial para estos comicios, dijo que con su postulación Áñez convalida «la tesis del golpe de Estado».

Para los simpatizantes de Morales, la decisión de Áñez avala su afirmación de que el líder del MAS fue víctima de un golpe de Estado.

Página/12

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Bolivia: Camacho ofreció bajarse y pidió crear un frente único para competir contra Evo 

Luis Fernando Camacho, uno de los políticos más activos en la organización del golpe de Estado contra Evo Morales en Bolivia, ...