Destacamos

Juicio por el atentado a Cristina Kirchner: Testigo contó cómo detuvo a Sabag Montiel

Este miércoles testimonios revelaron en la tercera audiencia en el juicio oral en el que se intenta esclarecer el atentado a Cristina Kirchner: un testigo aseguró haber sido amenazado primero y filmado después en Comodoro Py, antes de declarar en esta causa; y otro reveló que minutos posteriores del ataque un custodio de la ex vicepresidenta le pidió borrar el video que filmó con su teléfono en donde había quedado filmado el momento exacto en que un arma le apuntó en el rostro. Ese video clave es prueba de la causa.

Esas declaraciones formaron parte del desfile de testigos ante el Tribunal Oral Federal 6, donde se juzga a Fernando Sabag Montiel, Brenda Uliarte y Nicolás Carrizo por el intento de homicidio.

Los testigos, simpatizantes de la ex mandataria, estuvieron presentes en la casa de CFK el 1 de septiembre de 2022 y vieron el ataque y/o participaron de la detención de Sabag, el agresor que llevaba el arma.

Pero lo que apareció en el debate de hoy llamó la atención sobre el control que se quiso hacer sobre las imágenes que habían registrado el momento del hecho.

Un estudiante de medicina que registró con su teléfono celular el instante preciso del ataque y que contó que un custodio de la expresidenta, esa noche, le pidió que borrara el video.

Se trata de Cristóbal Elgueta, de 28 años, quien relató en el Tribunal Oral Federal N°6 que junto a un grupo de amigos se acercó al departamento de la ex vicepresidenta para “apoyarla”. El joven grabó un video en el que quedó registrado el intento de asesinato de Fernando Sabag Montiel, material que fue incorporado como prueba por pedido de la fiscalía.

“Me pongo a grabar, Cristina se baja del auto, cruza la calle y se pone a saludar a todo el cordón”, contó en su participación en el juicio. “Cuando viene hacia nosotros, a través de la pantalla del celular, veo cómo ocurre toda esta secuencia”, añadió el joven.

Por su parte, en su declaración, luego de dar su visión de los hechos, a los que definió como “confusos”, contó que tras el ataque, la custodia de Cristina, “Un hombre canoso de saco negro”, le pidió que borrara de su celular el video del ataque. Mientras que añadió que un pedido similar le hizo a su amiga, Sofía Manusovich, a quien Elgueta le había compartido su video.

El relato llamó la atención de la presidenta del tribunal, Sabrina Namer. La jueza pidió que Elgueta diera mayores precisiones sobre ese punto. “Me pareció raro, claramente. Igual tenía en mente que no se iba a eliminar”, sostuvo el testigo, a propósito del material borrado queda de todos modos grabado en la memoria del celular.

Después, según su relato, al tomar consciencia de la posible importancia del video se acercó a un Policía y finalmente lo hicieron ingresar al edificio por la puerta de servicio, junto a otros testigos. Namer habilitó a Elgueta a compartir con el tribunal sus “teorías” sobre ese pedido particular de la custodia de la expresidenta.

El testigo indicó que la custodia podía querer “salvarse un poco”, considerando que había sucedido un “hecho complejo” y que ellos eran responsables de cuidar a Cristina. “Quizás el custodio pensó que era mejor que ellos tuvieran el acceso a la información”, aventuró en su relato.

Otro testigo, fue Tomás Federico García, el militante y concejal del Frente de Todos (FDT) del municipio de Presidente Perón atrapó a Fernando Sabag Montiel luego de que gatillara el arma indicó que el imputado dijo ser «compañero» de esa agrupación para que lo soltaran.

Ante la presidenta del Tribunal Oral Número 6, la jueza Sabrina Namer, el concejal también mencionó que él, junto a otros militantes, colaboraban siempre «en la contención» y eran ellos los que se «encargaban de armar el cordón» para que Cristina saludara a la gente.

«Empecé a escuchar gritos a unos cinco, seis metros y a otra persona decir puntualmente ‘Tiene un fierro’. Corrí, le puse la mano debajo del cuello, lo levanté, por así decir, y me lo llevé a la vuelta mientras, en un intento de zafar, repetía ‘soy compañero'», recordó García.

Asimismo, sostuvo que él había estado presente en la puerta del edificio de Recoleta en el que vivía la expresidenta durante los días anteriores al atentado para «cuidarla».

Según su declaración, luego de que la Policía detuviese a Sabag Montiel, García volvió al lugar del hecho y otro militante le indicó dónde estaba el arma con la que había gatillado; el concejal puso su pie arriba y se la entregó a la custodia de la exvicepresidenta.

La fiscal Gabriela Baigún interrogó sobre cómo custodiaban a Fernández de Kirchner y si dejaba que sus seguidores se acercaran a ella, a lo que García respondió que los cordones de seguridad eran «improvisados» y no estaban «coordinados» con su custodia personal.

García contestó una serie de preguntas de la querella, la fiscal y la presidenta del Tribunal Oral Número 6, la jueza Sabrina Namer. Calmo y claro en su exposición, García se explayó por más de 40 minutos.

Tercer testigo

Después de Elgueta y García, declaró otro militante que participó de la detención de Sabag Montiel.

“Fui por convicción para apoyar a Cristina”, explicó Javier Alberto Chañiz. “(Para) mostrarle el apoyo con respecto a lo que se la acusaba”, agregó, en referencia al caso Vialidad, por el que ella estaba siendo juzgada.

“Escucho ese ruido [por el disparo fallido]. No era muy claro. Fue todo muy confuso. Me doy vuelta y lo agarro al muchacho”, dijo, en relación a Sabag Montiel.

“Vi la silueta de un arma, pero no lo relacioné tanto”, añadió. La jueza Namer y la fiscal Baigún le pidieron precisiones, pero Chañiz no ahondó más en su descripción. “La forma de un arma”, contestó.

El Tribunal Oral Federal 6 decidió difundir las declaraciones de los testigos en este debate, a contramarcha de lo que había decidido inicialmente en base a la propia normativa fijada por la Corte Suprema para la difusión de debates orales. La querella de CFK anunció que fue a raíz de un pedido de esa parte.

Esta tercera audiencia del juicio se cerrará con la declaración de otros dos testigos. Se espera que declaren más de 250 a lo largo de todo el debate, aunque no se descarta que la lista se reduzca y se acorten los tiempos del juicio oral -que podría durar más de un año-. La feria judicial, que empieza el lunes próximo y dura dos semanas, pondrá en pausa el desarrollo del juicio.

Sabag Montiel está acusado de intentar asesinar a la exvicepresidenta; mientras su novia, Brenda Uliarte, está procesada por ser presunta partícipe necesaria, y Nicolás Carrizo, el jefe de la llamada ‘Banda de los Copitos’, como partícipe secundario del hecho.

Dejá tu comentario. [Nos reservamos el derecho de eliminar los contenidos ofensivos o discriminatorios.]

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Milei divide la opinión pública: Está firme, pero crece el rechazo

El presidente, Javier Milei, junto al gobierno nacional, atravesó las últimas semanas su momento más difícil en los ocho meses de ...