Destacamos
Uruguay

Jujuy: Morales y el retorneo a las aulas, otro capricho

Por Corriente Nacional Docente Conti-Santoro Jujuy. Luego de una semana de especulaciones, el gobernador Morales, junto a su Ministra de Educación Calsina, anunciaron el regreso a las escuelas el 9 de noviembre. Recordemos que las instituciones ya realizan tareas administrativas de modo presencial gracias a la resolución 2110 y fuimos los primeros en intentar retornar a mediados de año. A pesar de la desventura, el gobierno decidió seguir intentando. Morales se basa en las cifras del COE para justificar esta decisión. A la par, presentaron el Plan obligatorio de cierre del Ciclo Lectivo 2020 y puntualizaron la forma en la que se acreditarán los saberes hasta el 4 de diciembre.

Tal como sucedió con las provincias que habilitaron algún tipo de presencialidad, comenzarán los alumnos de 7° grado del nivel primario y 5° y 6° del nivel secundario. Estos cursos combinarán las clases presenciales con la modalidad virtual. A su vez, el resto de los cursos de los niveles primario y secundario, podrán ir a la escuela para realizar actividades de revinculación y recreativas. Para eso, las escuelas utilizarán patios o bien clubes de barrio y sociedades de fomento, tal como lo hacen las EPGS. A diferencia de lo que sucede en CABA y en Buenos Aires, los docentes de los cursos egresantes podrán dictar clases.

Por otro lado, el gobierno definió cómo acreditarán los saberes los estudiantes. Tal como fijó Nación, se utilizará una calificación conceptual o formativa. Para fines de noviembre, cada alumno deberá alcanzar los contenidos prioritarios. A principio de diciembre, recibirán la noticia si acreditaron o no. En caso de no hacerlo, serán calificados bajo el rótulo de “aprendizaje en proceso” o “aprendizaje en inicio”, teniendo que recibir apoyo bajo la forma de tutorías durante el 2021. En ningún momento mencionaron cómo serán esas tutorías contemplando los motivos por los que no se alcanzaron los contenidos. Supongamos que se debió a la “desconexión”, va de suyo que no debería sorprendernos si se establecen, en este camino hacia la vuelta presencial, tutorías presenciales.

El objetivo del gobierno es tratar de “compensar” estos meses de educación a distancia. Saben perfectamente que la desconexión y la deserción alcanzaron magnitudes enormes. Por eso, prefieren arriesgar la salud de las familias, los alumnos y docentes en lugar de invertir en lo necesario para reforzar la educación remota. De hecho, tan poco decidido está el gobierno en destinar más recursos que los alumnos de la capital ni siquiera accederán a el boleto estudiantil gratuito, conocido como BEGU y deberán pagar de sus raleados bolsillos el boleto para llegar a la escuela. En este cuadro, frente a los manotazos de ahogados de un gobierno que hunde a le educación en cada medida, debemos exigir todo lo necesario para reforzar las condiciones de enseñanza a distancia. Se trata del único camino que no expone la vida de docentes, alumnos y familias. Necesitamos que nuestros alumnos y nosotros los docentes tengamos herramientas tecnológicas propias y adecuadas para sostener la educación remota e internet gratuita y de calidad. Estamos por finalizar el ciclo escolar 2020 y aún esperamos que el gobierno nacional o el provincial cumplan con algo elemental. Esas herramientas servirían para garantizar el desarrollo de los contenidos prioritarios, a su vez se podría armar grupos reducidos con los alumnos con más docentes a cargo de ellos, en vez de poner en riesgo a un regreso presencial sin ningún tipo de garantías en bioseguridad en las escuelas. La comunidad educativa de Jujuy necesita seguridad cuando se abran las aulas, y no medidas cosméticas y electorales como pretende hacer Morales y Calsina.

Por eso la Corriente Nacional Docente Conti Santoro Jujuy propone:

  • No al regreso a las aulas hasta que estén las condiciones epidemiológicas dadas.
  • Por más asambleas virtuales organizativas de toda la comunidad educativa.
  • Derogación de la Resolución 2110
  • Netbooks para alumnos y docentes
  • Wifi gratis y de calidad
  • Incorporación inmediata de todos los docentes desocupados dentro del circuito formal para cumplir tareas pedagógicas. También necesitamos psicólogos, psicopedagogos y trabajadores sociales para acompañar a los alumnos desertores.
  • Plan de infraestructura para garantizar el distanciamiento social.
  • Plan de transporte para asegurar la movilidad de familias, estudiantes y docentes.
  • Reapertura de paritarias. Salario inicial igual a dos canastas básicas totales
  • Bono extra mensual y retroactivo para cubrir los gastos en insumos tecnológicos, internet de calidad y mayores costos de los servicios utilizados.

¿Qué opinás?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Otro revés judicial para Calsina: La justicia suspendió los sorteos para las inscripciones a 1° año

La justicia hizo lugar a la medida cautelar presentada por padres y alumnos de 7mo grado de distintos establecimientos educativos de ...