Destacamos
marcha mar07 casa gobierno 01

Masiva movilización de trabajadores en Jujuy contra las políticas de ajuste

Los trabajadores estatales y privados de Jujuy protagonizaron una masiva marcha contra las políticas públicas de ajuste del gobierno de Mauricio Macri en la nación y el de Gerardo Morales en la provincia. Como hacía tiempo que no se veía en San Salvador, más de 10 mil personas marcharon para confluir frente a la Casa de Gobierno. Las principales exigencias: la apertura de paritarias y el fin de los despidos. Hubo también reclamos de las bases a algunos dirigentes sindicales, como los del Cedems. 

Todos los sindicatos de la administración pública provincial más otros de la actividad privada se sumaron desde Jujuy a la medida nacional convocada por la CGT, la CTA Autónoma y la CTA de los Trabajadores, que tuvo epicentro en la avenida 9 de Julio, en Buenos Aires. En la capital provincial, la columna cubrió más de siete cuadras de marcha. 

Los puntos que los trabajadores reclaman al gobierno provincial son la recomposición salarial para el año 2017 en blanco, acorde a la inflación anual proyectada y que contemple la pérdida del poder adquisitivo del año pasado. También un salario mínimo que sea igual al costo de la canasta básica total; la universalización de las asignaciones familiares sin tramos; el blanqueo de adicionales, y la devolución de descuentos ilegales sobre grises realizados en 2016 por el gobierno provincial.

Fredy Berdeja, titular del gremio de Judiciales y referente de la CTA Autónoma Jujuy, destacó la importancia de que las tres centrales obreras «hayan logrado la unidad en la acción por la que tanto venimos bregando desde la CTA autónoma», y la «contundente respuesta de la clase trabajadora a esta nefasta política».

«Esto tiene que hacer reflexionar al gobierno nacional y al provincial de mejorar esta política económica que hasta hoy ha ido en desmedro de la clase trabajadora y en favor de los grandes grupos concentrados», agregó Berdeja. 

Consultado sobre la realización de un paro general nacional en fecha próxima, indicó: «Desde la CTA vamos a impulsarlo, y esperamos que las otras centrales también se plieguen», y aclaró que si no puede concretarse esa coincidencia, las dos CTA lo llevarán adelante de todos modos. «»Siempre hemos planteado de hacerlo con las otras centrales, pero si no logramos esa unidad las dos centrales vamos a hacer el paro nacional», afirmó.

«Quieren la guerra»

El secretario general de la Asociación de Educadores Provinciales (Adep), Oscar Tapia, le respondió al ministro de Trabajo, Jorge Cabana Fusz, quien lo había señalado como «aliado de la Tupac Amaru». Para el sindicalista, «las asambleas no tienen que ver con cuestiones políticas», y lamentó las manifestaciones del funcionario.

«Tratan de desvirtuar la lucha y quieren llevar adelante una guerra total», sentenció el representante de los maestros, y agregó: «En nuestro congreso la gente empezó a pedir la renuncia, pero nosotros como docentes tenemos que poner la mente fría y decirles que no estamos para hacer la guerra, sino que estamos pidiendo paritarias».

«Yo lamento que el gobierno entre en chicanas. Nosotros le podemos mostrar lo orgánico que somos, las asambleas, cómo discutimos en el Congreso. Pero no voy a gastar pólvora en chimangos», cerró.

Sobre el casi seguro descuento de los días de paro, Tapia aseguró que «la gente está dispuesta a luchar aun con las presiones de descuentos, sanciones y amenazas, porque la gente está dispuesta a arriesgar, siempre y cuando se luche por un salario digno».

Profesores enojados

En el seno del Centro de Educación Media y Superior (Cedems), el clima fue un poco menos armónico. Tras conocerse que la dirigencia aceptó finalmente la conciliación obligatoria, se produjo un quiebre entre las bases y sus representantes, ya que la asamblea había decidido lo contrario, por lo que el titular del gremio, Ricardo Ajalla, no estaba facultado para tomar esa decisión. 

«Esto le va a costar la renuncia», vaticinaban algunos afiliados en medio de la marcha, y auguraban que la asamblea del próximo sábado «va a ser dura». De todos modos, la marcha se desarrolló sin mayores conflictos, salvo algunos insultos aislados. 

En tanto, en medio de la movilización de esta mañana, Ajalla aseguró que «hay que terminar con las políticas neoliberales que quiere implementar el presidente Macri», y llamó a «salir a la calle para mejorar nuestro salario y mejorar nuestro país».

Destacó que el lunes hubo un 70 por ciento de acatamiento del paro docente, lo que calificó como «una gran convocatoria por parte de todos los secundarios».

Consultado sobre la cuestión de la conciliación obligatoria, argumentó: «Lo hicimos para resguardar el patrimonio de la institución, porque lamentablemente las acciones que van a hacer son muy graves, como el 50% del salario mínimo vital y móvil de cada uno de nuestros afiliados, perder la personería jurídica, perder las conversaciones que venimos manteniendo con el gobierno». 

 

x

Check Also

Se viene un plenario sindical para debatir la situación socio-económica de Jujuy

Los gremios que integran la Corriente Sindical “Saúl Ubaldini” convocaron a un plenario de dirigentes sindicales para este martes, en el ...