Destacamos
milagro-embajador cuba

Milagro Sala se refirió a la experiencia cubana como modelo para la Tupac Amaru

milagro-embajador cubaEl embajador de Cuba en la Argentina, Jorge Lamadrid Mascaró, dijo ayer que los logros alcanzados por la Organización Barrial Tupac Amaru deben ser defendidos, «al igual que en Cuba, donde desde hace 55 años se lucha y se brega a capa y espada para cuidar lo que se ha logrado”. Lo hizo en la presentación de un libro en la sede de la organización barrial, donde además Milagro Sala relató su estadía en la isla 16 años atrás, que le sirvió como modelo para lo que construiría luego. 

Sala encabezó ayer la presentación del libro Guerrillero del tiempo, sobre el líder cubano Fidel Castro, junto al embajador de ese país en la Argentina, Jorge Lamadrid Mascaró; el secretario general del Partido Comunista, Patricio Echegaray, y Leonardo Rosales, del PC en Jujuy.

 Durante la presentación, la candidata a diputada provincial por el Frente Unidos y Organizados por la Soberanía Popular (FUOSP) relató su experiencia en Cuba y afirmó que fue uno de los modelos que luego aplicó la Tupac Amaru en Jujuy.

Por su parte, el embajador agradeció el acompañamiento de esa organización barrial y elogió el trabajo realizado en la construcción de viviendas, la salud, la educación y en la lucha por una vida mejor.

En su discurso, tras recorrer distintos episodios históricos en los que desde Estados Unidos se atacó a su país, Lamadrid se refirió a los logros de la Tupac Amaru: «Se deben preservar, para que no venga nadie a querer arrebatarlos, al igual que en Cuba, donde desde hace 55 años se lucha y se brega a capa y espada para cuidar lo que se ha logrado”.

A su turno, Milagro Sala recordó que 16 años atrás, cuando llevaron los restos del Che a Cuba, ella viajó con un grupo de ATE: “Ahí vimos cómo trabajaban en el área de salud y de educación. Me acuerdo que estábamos en Sierra Maestra. Nos bajaron en un descampado y nosotros nos preguntábamos dónde estaba la escuela que nos iban a mostrar. Y llegamos a una casa humilde, como la que tenían los compañeros de Parapetí, y nos mirábamos buscando las 20 aulas. Pero nos explicaron que la escuela era esa, que ellos creían que en donde había un niño, un joven o un adulto había que abrir un aula, porque había que guiarlos. Y que ya había pasado la revolución, pero que vivían una etapa en la que todos se tenían que preparar. En esa época, acá en Jujuy, en la mina, habían tirado abajo cuatro aulas porque solo habían 48 alumnos y decían que era un costo muy alto mantenerlas. Y yo comparaba, y entendí que lo más importante para el futuro de un país es la educación”, explicó Sala.

La dirigente de la Tupac Amaru también destacó la importancia de la salud. “Ahí vimos cómo el médico iba a los distintos lugares, revisaba y se encargaba de que se coloquen todas las vacunas. Y si eso no sucedía el padre o la madre podía ir preso. Ahí uno entendía por qué los cubanos son como son: porque le dan importancia a la educación y a la salud. Esa experiencia nosotros la comenzamos a transmitir poco a poco en la Tupac: atención gratuita, que los chicos se puedan arreglar la boca, entregar los medicamentos en forma gratuita y controlar que ese medicamento se tome. Y toda esa experiencia que vimos en Cuba, la vinimos a desarrollar en Jujuy. Porque sentimos que las cosas se tienen que dar sin pedir nada a cambio y que no hace falta ser el Estado para solucionar las distintas problemáticas de los compañeros. Fue una experiencia muy bonita que quisimos transmitir en nuestra provincia”, aseguró Sala.

“Nosotros aspiramos a que nuestros jóvenes, los niños, las madres sean lo mejor de lo mejor. No para beneficiar a Milagro Sala sino para beneficiar a los jujeños y es la experiencia que hemos vivido en Cuba y nos enorgullece que hoy el embajador de ese país haya elegido Jujuy para hacer la presentación del libro”, aseguró.

Al terminar, señaló: “Esta es la primera vez que cuento públicamente esta experiencia. Muchos nos preguntan por qué la Tupac entrega medicamentos gratuitos, por qué tiene salud, educación. Y es por esto,  porque uno tiene que entender que como ciudadanos jujeños tenemos responsabilidad con el Estado. Y no es una cuestión de competir con él sino de estar un poco mejor. Por eso de que las cosas que se hacen se tienen que hacer de corazón y no pidiendo nada a cambio, así que un honor muchas gracias por estar en Jujuy». 

 Por su parte, Patricio Echegaray agradeció la posibilidad de presentar el libro y destacó el trabajo de la Tupac Amaru de “luchar por una vida mejor, porque eso es la verdadera revolución”.

 Y en línea con lo que relató minutos antes Milagro Sala, agregó: “Este proyecto que aspira una vida mejor se asienta mucho en la experiencia en la Republica de Cuba. Nosotros tenemos que luchar por la equidad económica y por la distribución de la riqueza. Queremos recuperar empresas enajenadas para que los trabajadores sean los verdaderos protagonistas”, aseguró.


 

x

Check Also

37° aniversario del regreso a la democracia: “Esa jornada no debe olvidarse nunca”

El presidente del Concejo Deliberante de San Salvador de Jujuy, Lisandro Aguiar, participó esta mañana del acto en conmemoración a los ...