Pacto de Mayo: Firma, foto, discurso con críticas

El presidente Javier Milei firmó esta medianoche pasada el Pacto de Mayo con 18 gobernadores en San Miguel de Tucumán, en coincidencia con la celebración del aniversario 208° del Día de la Independencia.

Con un acto transmitido por cadena nacional desde la Casa Histórica, el mandatario nacional rubricó el acuerdo con los jefes provinciales después de las demoras ocasionadas por el debate legislativo de la ley Bases y el paquete fiscal.

Milei advirtió que la firma del Pacto de Tucumán es, «después de tanta división», un «símbolo del cambio de época», y criticó a los gobernadores que no asistieron por «anteojeras ideológicas» y por no querer «ceder sus privilegios».

«Nosotros no miramos para atrás ni mantenemos rencores, lo único que tiene que hacer la política es llevar las ideas a la realidad», expresó Milei al brindar un discurso desde Tucumán por cadena nacional.

Dos minutos antes de la medianoche, cuando ya lo aguardaban sus ministros y 18 mandatarios provinciales sentados frente a la Casa Histórica, el presidente Javier Milei hizo su aparición en el centro de la escena para dar inicio a la ceremonia de la firma del Pacto de Mayo.

Treinta minutos antes los dirigentes políticos habían comenzado a ubicarse en los lugares dispuestos frente a la Casa de Tucumán, lugar elegido por Milei para recrear una clásica imagen de la firma de la declaración de Independencia del 9 de Julio de 1816.

Luego del acto, se dio a conocer la foto que quería Milei pegada junto a la pintura que representa ese momento ocurrido hace 208 años.

Justo a la medianoche, se entonó las estrofas de Himno Nacional, y de esa manera, empezó el día de la conmemoración del Día de la Independencia, que en sus primeros minutos tuvo la firma del demorado pacto de diez puntos.

Uno a uno, fue el desfile de los gobernadores para estampar sus firmas con tinta en el acta: Raúl Jalil (Catamarca), Leandro Zdero (Chaco), Ignacio Torres (Chubut) y Martín Llaryora (Córdoba), Gustavo Valdés (Corrientes), Rogelio Frigerio (Entre Ríos), Carlos Sadir (Jujuy), Alfredo Cornejo (Mendoza), Hugo Passalacqua (Misiones) y Rolando Figueroa (Neuquén), Aberto Weretilneck (Río Negro), Gustavo Sáenz (Salta), Marcelo Orrego (San Juan), Claudio Poggi (San Luis), Maximiliano Pullaro (Santa Fe), Gerardo Zamora (Santiago del Estero) y Osvaldo Jaldo (Tucumán), además del jefe de Gobierno porteño, Jorge Macri.

Antes de las provincias también firmaron el presidente de la Cámara baja, Martín Menem, y el presidente provisional del Senado, Bartolomé Abdala, en representación del Parlamento, ya que no estaba presente la vicepresidenta Victoria Villarruel, que acusó un estado gripal.

Sorprendió que también suscribiera al pacto la secretaria general de la Presidencia, hermana e inseparable del jefe de Estado, Karina Milei, que no representó a provincias o instituciones.

Quién sí tuvo un lugar de privilegio fue el ex presidente Mauricio Macri, que se ubicó junto al otro ex jefe de Estado que aceptó la invitación, el puntano Adolfo Rodríguez Saá.

Milei habló en un tono que intentó conciliar con los opositores presentes, a fin de inaugurar una nueva página en su gobierno, a casi siete meses del inicio.

El rol que de ahora en más tendrán los gobernadores que eligieron estar este 9 de julio en Tucumán es parte de los interrogantes que todavía quedan abiertos en la administración libertaria.

A último momento hubo dos ausencias sorpresivas: la del gobernador de Santa Cruz, Claudio Vidal, quien tuvo algunas diferencias con el gobierno libertario. Desde esa provincia del sur argumentaron complicaciones climáticas.

La otra fue la de la vicepresidenta Victoria Villarruel, que pasadas las 19 hizo saber que, por recomendación médica, no se subiría al avión para reponerse de una gripe inoportuna.

En tanto, los gobernadores que rechazaron la invitación fueron Ricardo Quintela (La Rioja), Axel Kicillof (Buenos Aires), Sergio Ziliotto (La Pampa), Gildo Insfrán (Formosa) y Gustavo Melella (Tierra del Fuego).

Pacto de Mayo: Inicio del nuevo orden en Argentina

Milei calificó al Pacto de Mayo como «el puntapié del nuevo orden para nuestro país». Luego, aprovechó la ocasión para anunciar la creación de un «Consejo de Mayo» para impulsar las reformas de esa imposición gubernamental en el Congreso.

Sostuvo que los 10 puntos del Pacto «son leyes básicas inalterables de la economía» y «matemática inobjetable», al señalar: «Cuando obedecimos estos principios como nación nos fue tan bien en tan poco tiempo que fuimos envidia del mundo entero».

Luego, dijo que «la defensa de la propiedad es la defensa de un derecho y el camino del crecimiento económico», por lo que prometió que desde el Gobierno se «perseguirá una agresiva agenda de desregulación económica».

En su discurso, el mandatario consideró que «un Estado chico con funciones delimitadas vale más que un Estado grande que dilapida los recursos y bloquea la prosperidad».

«Desde el Estado nacional demostramos nuestro compromiso haciendo la reducción del gasto público (ajuste brutal) más grande de la historia nacional, los aquí firmantes se hicieron responsables de hacer lo mismo en sus distritos», remarcó.

También señaló que Argentina «tiene que dejar de ser un infierno fiscal para quienes trabajan, se esfuerzan e invierten».

Posteriormente, planteó que «una economía cerrada sólo sirve para proteger a unos pocos amigos del poder para que puedan vender productos más caros, y de menor calidad, a millones de argentinos».

Milei destacó la necesidad de una reforma laboral, debido a que el sistema actual es un ancla, con normas vetustas, que hace difícil contratar personal».

«Lo único que creció es el empleo público. La dirigencia política y sindical ha preferido tapar el sol con las manos. La legislación actual fue pensada para un país que había dejado atrás la pobreza, ese país no existe más hoy somos pobres», sostuvo.

Por otro lado, se mostró predispuesto «a devolver a las provincias lo que es suyo» y pidió apoyo para «explotar los recursos naturales que Dios nos ha dado» y no escuchar «las demandas de minorías ruidosas», en referencia a las organizaciones ambientalistas y los pueblos originarios.

Dejá tu comentario. [Nos reservamos el derecho de eliminar los contenidos ofensivos o discriminatorios.]

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

Segunda fase del gobierno libertario: La oposición más colaboracionista que nunca

La oposición amigable de la Cámara de Diputados se sumó a la segunda fase del gobierno de Javier Milei. El jefe ...