Destacamos

Repudio en las redes sociales a Aeropuertos 2000 por prohibir a un jubilado vender maní y garrapiñadas

La empresa Aeropuerto 2000 le quitó la forma de ganarse la vida a José Mamaní Torres, quien, desde tiempo inmemoriales, es un vendedor maní en las inmediaciones del aeropuerto “Horacio Guzmán”, que está ubicado en la localidad de Perico.

Es un adulto mayor que trabajó toda su vida como tantos, pero a pesar de su edad y por la necesidad, sigue trabajando y vende maní y garrapiñadas, pero ahora no le permiten seguir allí, según las autoridades aeroportuarias es “por resguardar su seguridad”. Increíble, insólito. La actitud de la compañía fue criticada por las redes sociales por “desalmada y cruel”.

Mamaní Torres es un hombre mayor de 70 años y todos los días, se llega al aeropuerto, con su bicicleta, siempre con su chaleco fluorescente y una bandeja con la mercadería, querido y respetado por quienes lo conocen.

Luego de ir a almorzar a su casa, regresa en la tarde y se queda en su espacio de trabajo hasta que llega el último vuelo en la noche.

Un día, autoridades de Aeropuertos 2000 le solicitaron que se retire, cuidando su integridad y con la premisa de evitar accidentes, les habrían manifestado que podía vender, pero fuera del aeropuerto, acción que fue repudiada por las redes sociales de los habitués del aeroestación. «Solo quiero trabajar por no me alcanza para vivir», dijo, pero “ellos no me dejan, me dicen que es por mi seguridad, pero yo sé cuidarme”.

x

Check Also

Coronavirus en Cauchari: Comunidades denuncian que el gobierno no las protege 

«El gobierno le ha cedido la soberanía de los derechos humanos a una empresa privada extranjera», afirmó Gustavo Ontiveros, comunero de ...